Batuz Aldatu: Rumbo hacia el consenso político

2022ko noviembreren 05a Por 0 Comentarios

Batuz Aldatu (Sumar para cambiar) es un documento consensuado por más de un centenar de agentes que trabajan en ámbitos muy diferentes para incidir en las políticas lingüísticas, presentado el 19 de junio de 2021 en el palacio Kursäal. Ese consenso social redefinió el objetivo en las políticas lingüísticas: crear y garantizar las condiciones para el uso cómodo del euskera. También determinaron las orientaciones de las políticas para llegar a ese objetivo: la universalización del conocimiento del euskara y la creación de espacios para su uso.

Hoy se han reunido en el auditorio del Parque Tecnológico de San Sebastián representantes de más de un centenar de agentes integrados en la dinámica Batuz Aldatu para celebrar la Primera Asamblea General de los firmantes. De hecho, el año pasado las organizaciones que participan en el mismo se comprometieron a identificar las prioridades de las políticas lingüísticas sobre la base de estas orientaciones, y a comenzar a abordar las vías para convertir el consenso social en político.

Grupo Operativo Batuz Aldatu

Convertir el amplio consenso social en consenso político es, por tanto, el principal objetivo de la dinámica Batuz Aldatu. Para ello, hoy se ha presentado el Grupo Operativo que abordará este camino, compuesto por los siguientes agentes:

AEK, Agirre Lehendakaria Center, Fundación Athletic Club, Bizipoza, Euskal Herriko Laborantza Ganbara, EKA/ACUV Asociación de Personas Consumidoras y Usuarias Vasca, Euskaltzaleen Topagunea, Eusko Ikaskuntza, Gazte Euskaltzaleen Sarea, Colegio Oficial de Enfermería de Gipuzkoa, Mondragon Corporación, Ateneo Navarro y la asociación Zabalik.

Tal y como señala Paul Bilbao, secretario general de Euskalgintzaren Kontseilua, organismo impulsor de la dinámica: «es un grupo que refleja perfectamente la pluralidad de Batuz Aldatu, que refleja que se pueden construir nuevos consensos y alianzas sobre contenidos concretos».

Toman la palabra en nombre del Grupo Operativo representantes del Ateneo Navarro y de Gazte Euskaltzaleon Sarea (Red de Jóvenes Euskaltzales). Mencionan que responderán al nuevo reto con satisfacción y responsabilidad. Porque, como se ha dicho, creen sinceramente que están recorriendo el camino, paso a paso, pero con pasos firmes, y siguiendo un objetivo tan grande como ilusionante. Según ambos agentes, la confluencia acercará el escenario que permita vivir cómodamente en euskera.

Por ello, los representantes del Grupo Operativo insisten en la necesidad de seguir reforzando y ampliando el objetivo principal de Batuz Aldatu. Es decir, que es necesario ampliar aún más este consenso, tanto en lo que se refiere a los agentes como a dar el salto a los consensos políticos.

Presentaciones de las prioridades sectoriales

Además, diversos agentes firmantes de Batuz Aldatu han definido las prioridades de las políticas lingüísticas por sectores, tanto a nivel de Euskal Herria como en los ámbitos en los que el euskera es oficial y donde no es oficial. En la Administración, por ejemplo, se determina la fecha límite para garantizar el derecho de la ciudadanía a recibir los servicios en euskera y la necesidad de completar los circuitos necesarios para ello; en la educación, la puesta en marcha de un modelo de aprendizaje generalizado en euskera que garantice una adecuada competencia a todo el alumnado; en la educación no formal, que las ofertas de ocio y deporte gestionadas por la administración sean en euskara; en la euskaldunización de adultos, además de la gratuidad, avanzar en la creación de la agencia de euskaldunización y alfabetización de adultos; en el ámbito socioeconómico, cuando se trata de dar servicio a la ciudadanía, establecer clausulas lingüísticas en los contratos con la Administración para asegurar que este servicio se pueda prestar en euskera; en el ámbito digital, multiplicar las inversiones que pueden incentivar la creación y proliferación de contenidos en euskara (becas, concursos y ayudas directas), estableciendo el objetivo de incrementar el uso en euskera en este ámbito; en la cultura, desarrollar un estatus específico que reconozca los derechos de los y las profesionales, e incrementar las inversiones para la producción de creación cultural en euskera; por último, en los medios de comunicación, garantizar una financiación estable y la presencia en diferentes soportes de contenidos audiovisuales en euskera.

Nuevas formas de trabajo

Junto a ello, varios participantes han compartido con el resto las dinámicas que se han puesto en marcha este año en el marco de la filosofía Batuz Aldatu. Nuevos consensos sociales como la dinámica puesta en marcha en la CAV para la nueva Ley de Educación, el proceso de aportaciones al Pacto Educativo de Navarra, la elaboración con mayoría sindical de la euskaldunización de la Administración vasca o la reciente puesta en marcha de una dinámica para que las empresas de Hego Euskal Herria adquieran compromisos a favor del euskera. «No tenemos ninguna duda de que si actuamos juntos conseguiremos resultados aún mejores. Porque todos y todas tenemos qué hacer y qué decir en el asunto del idioma. Es importante que todos los agentes incorporen también la perspectiva lingüística. Y si además construimos espacios para incidir conjuntamente, será mucho más fácil influenciar en las políticas lingüísticas, dar el salto de los consensos sociales a los consensos políticos» ha insistido el portavoz de Kontseilua.

Al final de la Asamblea, los y las representantes presentes han dado la bienvenida a los nuevos agentes que se han adherido a la dinámica:

Ekonomisten Euskal Elkargoa, GAURGEROA (Euskal Herriko Jubilatu eta Pentsionisten Elkartea), Gazte Euskaltzaleon Sarea, ICAGI (Gipuzkoako Abokatuen Elkargo Prestua), HiTZ (Centro Vasco de Tecnología de la Lengua), Kukulaisi, Lanartea (Euskararen Langile Profesionalen Elkartea), Pantailak Euskaraz, Sukar Horia, UZEI, Xake Espazioa eta XUTI (Ipar Euskal Herriko gazteen erakundea).