El 6 de diciembre de 1997, coincidiendo con la Feria del Libro de Durango, se constituyó Euskalgintzaren Kontseilua (su nombre fundacional fue Euskararen Gizarte Erakundeen Kontseilua/Consejo de los Organismos Sociales del Euskara). Nueve meses antes y con la participación de más de 400 personas, se celebró en Donostia la jornada Euskararen Unibertsoa/El Universo del Euskara donde se puso en evidencia la urgente necesidad de trabajar conjuntamente en pro de la normalización del euskara. Euskalgintzaren Kontseilua se fundó con la vocación de llevar a cabo dicho objetivo.

Xabier Mendiguren Bereziartua fue nombrado secretario general, y se puso en marcha la campaña Bai Euskarari (Sí al euskara). Se trató de una iniciativa para conseguir una amplia adhesión y compromiso social a favor del euskara, que dejó imágenes inolvidables: en diciembre de 1998, 120.000 personas se dieron cita en los actos de fin de campaña celebrados en los cinco estadios de Euskal Herria para reivindicar su compromiso con el euskara. Previamente se organizaron numerosos actos en diferentes municipios y diversos agentes firmaron el acuerdo Bai Euskarari.

Euskalgintzaren Kontseilua ha desarrollado desde entonces numerosas dinámicas: el Plan Estratégico del Acuerdo Bai Euskarari, el Certificado Bai Euskarari, el Observatorio de los Derechos Lingüísticos…

En 2010 Bereziartua cedió el cargo de secretario general a Paul Bilbao Sarria. Bajo su dirección, uno de los principales hitos ha sido el Protocolo para la Garantía de los Derechos Lingüísticos de 2016. Más de 100 agentes de 30 lenguas minorizadas firmaron dicho Protocolo, alcanzando así el más amplio consenso social en política lingüística tanto a nivel europeo como en Euskal Herria.

Euskalgintzaren Kontseilua continúa trabajando con el objetivo de impulsar la cohesión social y la garantía de los derechos lingüísticos de toda la ciudadanía.